Artículos relacionados


Siguenos en:

RENTA VITALICIA O HIPOTECA INVERSA

Aprender de RENTA VITALICIA O HIPOTECA INVERSA para personas mayores

Ante la incertidumbre sobre el futuro de las pensiones es interesante conocer productos alternativos como son la Renta Vitalicia y la Hipoteca Inversa que permiten a las Personas Mayores obtener unos importantes ingresos mensuales.
La población mayor de 65 años está en constante aumento en nuestro país. Se calcula que para 2040, los pensionistas sumen más de 15 millones, prácticamente el doble que en la actualidad.

Según las proyecciones del Ministerio de Trabajo, en el año 2023 el sistema público no podrá afrontar el gasto de las pensiones. Además, muchos de los pensionistas actuales pertenecen a la generación de la guerra  y la posguerra, por lo que sus prestaciones son inferiores a las que cobrarán los nuevos beneficiarios.

En declaraciones a El País, Ignacio Zubiri, catedrático de Hacienda en la Universidad del País Vasco, afirma que la rebaja que tendrían que sufrir las pensiones para adaptarse a la nueva coyuntura debería alcanzar hasta el 40%.

Teniendo en cuenta esta situación ¿qué opciones tienen las Personas Mayores? Una de ellas es rentabilizar su mayor ahorro: sus viviendas. Actualmente, más del 85% del ahorro total de las personas mayores de 65 años lo constituye su patrimonio inmobiliario.

Por ello, productos como la Renta Vitalicia y la Hipoteca Inversa sobre Inmuebles de Personas Mayores adquieren un gran protagonismo. Gracias a ellos, una Persona Mayor puede obtener una renta mensual mientras sigue viviendo en su casa de siempre. Estos productos permiten a los mayores vivir en las mejores condiciones sus últimos años, disfrutando del ahorro que con tanto esfuerzo, sacrifico y trabajo han cosechado a lo largo de su vida.

Para muchos, estos productos son totalmente desconocidos, así como quién les puede asesorar y cómo se deben gestionar. Despejemos dudas. Una Renta Vitalicia constituida sobre un inmueble es un contrato mediante el cual el vendedor percibe una pensión mensual durante el resto de su vida, a cambio de la cesión de la propiedad de su vivienda pero manteniendo el derecho de uso y disfrute de la misma.

Por su parte, la Hipoteca Inversa es un crédito con garantía hipotecaria concedido por una Entidad Financiera o Compañía Aseguradora, por el que las Personas Mayores de 65 años propietarios de una vivienda, podrán realizar Disposiciones periódicas o una Disposición única, hasta un importe máximo determinado por un porcentaje del valor de tasación actual del piso, sin que la deuda pueda ser exigida hasta el fallecimiento del propietario o del último beneficiario.

La principal diferencia entre ambos productos es que con la Renta Vitalicia las rentas mensuales son muy superiores y se deja de pagar el IBI y las derramas extraordinarias de la Comunidad, aunque se transmite la titularidad de la vivienda. Sin embargo, con la Hipoteca Inversa el contratante sigue manteniendo la propiedad de la misma.

Actualmente, ya existen empresas especializadas en estos productos que actúan como Asesores Independientes y que ofrecen estudios personalizados a las Personas Mayores sin ningún coste ni compromiso, tratando de facilitarles la mejor opción para sus situaciones concretas.

Carlos A. Martínez Cerezo

Presidente – Consejero Delegado de GRUPO RETIRO

www.gruporetiro.com

El contenido de RENTA VITALICIA O HIPOTECA INVERSA es ideal para saber envejecer.

Deja un comentario

*